Carambola | Por Guillermo Torres

Periodista y Antropólogo

Del enojo a los acuerdos ante “corrupción” en Miravalle, Manzanillo

*Personalidad y firmeza de Griselda para gobernar.

La tormenta tropical “Hernán” deja al descubierto una serie de irregularidades en la construcción de la Colonia Miravalle en Manzanillo. El video que presentamos en este mismo espacio tomado de la plataforma del H. Ayuntamiento de Manzanillo, contiene varias aristas más allá de las que aquí mostramos:
Primero: El enojo de los pobladores por la pérdida y afectación de sus viviendas. Segundo: La irregularidad del área para construir y ofertar casas por una constructora en tierras inundables. Tercero: La irregularidad o falta de transparencia de las autoridades municipales al otorgar permisos en lugares de riesgo. Cuarto: Los criterios del INFONAVIT al financiar viviendas en zona de riesgo. Quinto: Obras inconclusas del Gobierno del Estado que afectan a los pobladores de Miravalle como lo es la falta de agua y luz. Sexto: La politización de la tragedia y desinformación de los afectados.
Al observar detenidamente el video, se configura de cuerpo entero a Griselda Martínez. Ella es así: comprometida, apasionada, directa –escucha y habla- y argumenta “Nosotros no autorizamos esta porquería…”. Ella le apuesta a dar resultados, pretende en todo momento orientar y apoyar para darle cauce legal y resolver el problema que enfrentan las familias de Miravalle.
Una mujer levanta la mano entre la gente: “Una pregunta ¿Para qué trae tanta escolta? no le vamos hacer nada…” Otra vecina dice: “Ya pedí apoyo, y ya viene el apoyo, nos la mandó Virgilio… Sea humana con nosotros…  Necesitamos que nos apoye con una reubicación… Yo quiero una solución, no le estamos pidiendo dinero, queremos una solución ya ¿cómo nos va ayudar?… Pero no ahorita para tomarse la foto… no, a mí no me interesa la foto…”. Una voz: “Ya nos regañó, yo sabía que nos iba a regañar…” –Sonríe la presidenta-.
Para Griselda Martínez la transparencia en el servicio público es su bandera, está en contra de la corrupción, es por ello que su equipo de trabajo siempre está grabando las acciones, para evitar la tergiversación de la realidad, ya que algunos medios electrónicos del municipio porteño “construyen noticias falsas”, sesgan la información. Es por ello importante que la población observe la realidad sin matices, que conozcan directamente a la presidenta, que vean cómo resuelve, cómo se compromete ante los problemas reales sin politiquería, sin intermediarios. Cito: «Si a la presidenta no le interesara, no estaría aquí recibiendo insultos y gritos».
Los pobladores de Miravalle, acaloradamente discuten un tema central “la corrupción” –pero no lo saben, se van en contra de la presidenta municipal, ellos se centran en los servicios-, y no en los responsables de la “constructora”, ni en los funcionarios municipales que en su momento dieron los permisos, quienes ya no están: “Ellos son los verdugos”. Sin embargo, Griselda Martínez sí está. Ella fue hasta Miravalle, la presidenta municipal de Manzanillo dio la cara, recibió gritos, insultos y órdenes… Siempre mantuvo la calma, escuchó y entonces agarró al toro por los cuernos, puntualizó, puso orden y canalizó de manera ecuánime las solicitudes con los líderes de la colonia Miravalle.
Nos guste o no, Griselda Martínez encauzó el enojo de manera integral y determinó en el mismo momento las acciones a seguir. Es por ello que convocó para el lunes 31 de agosto, a las 10:00 horas de la mañana en Sala de Cabildos, a las familias afectadas, abogados, así como al INFONAVIT, CONAGUA y la Constructora en mención, para solucionar un problema, resolver junto con el Gobierno Municipal el futuro de las familias y viviendas de los habitantes de la colonia Miravalle.
El video “contiene una realidad” de una hora, 4 minutos y 31 segundos, y al final de éste, se observa a la presidenta Municipal Griselda Martínez retirándose, mientras lo hace, además de buscar a una mujer que la invitaba a su casa para que viera el mal estado en que se encontraba, -mientras camina-realiza una reflexión y conclusión ante la cámara que registró su visita a Miravalle. Cito: “Bueno, nos retiramos de acá, la gente tiene mucha razón, está bien enojada”, concluyó.    
  

Un comentario en «Del enojo a los acuerdos ante “corrupción” en Miravalle, Manzanillo»
  1. La gente debe empezar a abrir los ojos y comprender las consecuencias que ahora afloran, de las pillerías de los contratistas y políticos que se beneficiaron con esta pifia de Miravalle. Por cierto, el gobernador priista que todavía está, debe responder también.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *